|   01 8000 519 991

Calcula tu precio en pocos minutos

seguro de salud para familias mapfre

¿Qué debo saber antes de comprar un seguro de salud?

La salud es una de las cosas que más cuestan en este mundo actual. Entre consultas médicas y tratamientos farmacológicos y terapéuticos se invierte una gran suma de dinero al año y no todos podemos invertir mucho, y menos en caso de algún imprevisto como un accidente o una enfermedad crónica. Por esta suficiente razón, la alternativa más acertada para quienes tienen un trabajo con un sueldo estable pero que no da para cubrir ciertos problemas de salud es un seguro de salud. Esto es en lo primero en lo que hay que pensar cuando se tiene un capital ahorrado, sobre todo si se tienen familiares con problemas serios de salud. No obstante hay algunos aspectos que hay que tener en cuenta si se va a comprar un seguro de salud.

Importancia de comprar un seguro de salud

Nunca se sabe cuándo puede surgir un problema de salud que requiera un tratamiento tan costoso que el sueldo no pueda cubrirlo. Los seguros de salud te dan la tranquilidad de saber que, sin importar la gravedad del problema de salud tuyo o de algún familiar, se harán cargo de todos los gastos para que reciban la atención inmediata.

Un seguro de salud te permite solventar cualquier gasto necesario por grande que sea, incluyendo cirugías, hospitalización, medicamentos, terapias, consultas médicas, etc. También es una inversión de capital, pero será más económico que pagar lo mencionado anteriormente.

Tipos de seguros de salud

Los seguros de salud están divididos en tres tipos según las necesidades del asegurado. Los que comúnmente ofrecen las aseguradoras son los siguientes:

  • Seguros de asistencia médica: Son los más recurrentes. La aseguradora tiene varios centros hospitalarios y terapéuticos afiliados y se encarga de cubrir gastos para hospitalizaciones, tratamientos quirúrgicos, exámenes avanzados y de laboratorio, tratamientos odontológicos tales como limpiezas y fisioterapias.

Dependiendo de la aseguradora, lo más común es que no cubran algunas patologías. Además no se cubren tratamientos estéticos como cirugías plásticas u ortodoncia.

  • Seguros de reembolso de gastos: Consiste en que el asegurado acuda al centro médico de su preferencia y la aseguradora pague el 100% o un porcentaje de los gastos según lo estipule el contrato. El asegurado pagará dichos gastos por adelantado y enviará la factura  al seguro para que le reembolse el dinero. Algunos seguros de este tipo pueden cubrir, además de consultas médicas, tratamientos farmacológicos, odontológicos y terapias.

También será muy probable que, si se requieren procedimientos médicos más complejos como cirugías o pruebas diagnósticas, se necesitará una previa autorización de la aseguradora.

  • Seguro de indemnización: En este seguro si el asegurado presenta alguna enfermedad crónica que lo incapacite laboralmente, la aseguradora puede acordar suministrarle una cantidad determinada de dinero hasta que este reciba el alta, o bien, en caso de que requiera hospitalización, suministrarle una cantidad diaria durante su estancia en el hospital.

Para la solicitud de este seguro, lo más común es que la aseguradora exija al solicitante llenar un cuestionario de salud para determinar si la patología que sufre el asegurado amerita o no ser cubierta.

¿Cuándo se vence un seguro de salud?

Generalmente, el contrato de estos seguros posee una duración de un año y se paga mensualmente.

¿Se puede cancelar el contrato?

En caso de no estar satisfecho con la aseguradora, el asegurado puede decidir cancelar el contrato. Para ello debe emitir una solicitud por escrito a la aseguradora en un tiempo de al menos un mes antes de que finalice el contrato.

¿Existen seguros de salud internacionales?

Esta es una opción muy acertada para quienes planean salir de su país y corren el riesgo de tener algún problema de salud. Estos seguros de salud pueden cubrir atención médica, por ejemplo, en hospitales reconocidos de los Estados Unidos. Además dan la posibilidad de que, por ejemplo, si una persona padece cáncer y vive en un país sin recursos, pueda ser trasladada a otro país cercano para recibir la debida atención médica que incluye quimioterapias y cirugías.

Condiciones que debe cumplir un seguro de salud según la ley

Antes de comprar un seguro de salud debes asegurarte muy bien de que este cumpla estrictamente con la ley. Esta tiene la obligación de velar por que recibas la atención merecida. La ley debe realizar estas acciones:

  • Crear un Mercado de seguros para brindar cobertura médica a las grandes y pequeñas empresas.
  • Exigir a las compañías aseguradoras que cubran condiciones pre-existentes como embarazos.
  • Cuidar que las aseguradoras acaten las reglas establecidas con responsabilidad.
  • Evita que el seguro tome acciones arbitrarias como cancelar el contrato sin que el asegurado lo solicite.
  • Respetar su elección de profesional médico y/o centro hospitalario.
  • Ofrecer servicios preventivos gratuitos.
  • Suprimir el límite de cobertura vitalicio para los beneficios de salud más importantes.
  • Proteger al asegurado de abusos por parte del empleador si reporta incumplimiento de la Ley de Cuidado de la Salud a Bajo Costo. 

Cómo elegir y comparar planes de salud

No todos los planes de salud son iguales, como no son iguales todos los problemas de salud. Por eso hay que ser muy cuidadoso al elegir.

  • Suma los precios de las primas anuales.
  • Calcula cuántos servicios pueden ser necesarios para ti y tu familia, considerando el número de miembros y su condición de salud. Basándose en ello, verifica el costo de cada plan y si se ajustan a tu presupuesto.
  • Asegúrate de que tus centros hospitalarios y médicos de preferencia estén afiliados a la aseguradora. En caso contrario, averigua si puedes pagarlos y que la aseguradora te reembolse el dinero.
  • Verifica que se cubran los servicios cotidianos como los dentales así como todos los medicamentos necesarios.
  • Si requieres una operación compleja, asegúrate de que sea cubierta por el seguro. Sería decepcionante gastar en un seguro médico pero aun así tener un gran gasto en un servicio médico.

Elige una compañía aseguradora reconocida. Generalmente, la mayoría ofrece planes muy convenientes para cada caso y con comodidades para pagar. Puede ser una compañía especializada en seguros o bien, una entidad bancaria. Compara los precios y los servicios que ofrecen para saber cuál te conviene.

Suscríbete y no te pierdas ninguna de nuestras actualizaciones